¡QUIERO ADOPTARLO!

Su nombre es BLACK y fue recogido por unas compañeras cuando no era más que un bebé, junto a su hermanito.
Este último fue adoptado siendo todavía muy jovencito, pero Black se quedó rezagado y se fue volviendo, poco a poco pero irremediablemente, absolutamente invisible (¿tendrá algo que ver que es negro? 😔).

Tanto es así, que el pobre Black lleva, nada más y nada menos, que un año y medio buscando familia.
Sabemos muy bien la frustración que esto supone para todos. Ya lo hemos vivido con Eva y nos morimos de pena cuando vemos a otros pequeños con esta suerte.
Más aún si se trata de peluditos perfectamente adoptables, como es el caso de Black.

Y cuando decimos perfectamente adoptable, es quedarnos MUY cortas.
BLACK es el perro con el carácter más fácil, noble y simpático que hemos conocido en años.
Un perro cariñosísimo, obediente, perfectamente educado y socializado, juguetón, divertido, tranquilo en casa y con un carácter impresionante con otros perros, siendo un animal verdaderamente sumiso que se adapta a todo tipo de congéneres sin haber tenido, jamás, un pequeño mal gesto hacia ninguno. Es super fiel, agradecido y de una nobleza indescriptible, apto para cualquier persona y vivienda y un perfecto compañero para los niños.
Por no hablar de su impactante belleza, su negro azabache que brilla con luz propia y sus ojos, castaños, enormes y preciosos como dos soles.

Es lo que viene siendo un perro PERFECTO, y nos choca que todavía NADIE se haya fijado en él.
Así que hemos decidido tenderle una pata y ayudarle a conseguir ese hogar que lleva toda la vida esperando. Y lo vamos a conseguir, ¿verdad, familia?

BLACK tiene un añito y medio de vida, pesa 20 kg (un tamaño perfecto) y tiene muchas, pero que muchas ganas de BRILLAR.

Está en Córdoba, pero puede viajar a donde sea necesario.